Balantia responde de manera efectiva en la transición energética

En un entorno tan cambiante y globalizado, recientemente leí un artículo en el que se pronosticaba cómo nos íbamos a enfrentar al mundo dentro de 50 años. Viendo lo que se señalaba que ocurriría entonces y lo que ocurre ahora, no resulta dificil imaginar lo que pasaría si pudiésemos viajar al futuro y visitar a nuestros equivalentes de 2070.

Nos encontraríamos a nuestros nietos y bisnietos sorpendidos ante el hecho de que nosotros no hubiésemos usado más energías renovables y limpias en nuestro día a día, utilizado como una potente arma la eficiencia energética,  adoptado la movilidad sostenible para nuestros desplazamientos, incidido en la inteligencia artificial, el big data u otras de las tecnologías actuales o que están por llegar, como la tecnología de referencia. Incluso nos podrían llegar a poner en un compromiso y preguntarnos:

¿No os importaba como íbamos a vivir las generaciones futuras?

En Balantia, como partners en la transición energética nos gusta pensar que, llegado el caso, podríamos responder de forma positiva a esa prengunta. Nos preocupa cómo vivimos ahora y cómo vivirán las generaciones del mañana. Por ello, en Balantia usamos la experiencia adquirida desde nuestros inicios, allá en 2009, para diseñar un escenario en el que podamos ofrecer a nuestros clientes un negocio sostenible a largo plazo.

Las diferentes evaluaciones realizadas durante estos años de recorrido nos han servido de herramienta para saber cómo podemos mejorar en los diferentes sectores en los que trabajamos la reducción de los consumos energéticos y por ende, las emisiones de CO2. Esto, unido a nuestro posicionamiento pionero en Big Data e Inteligencia artificial con la creación de la primera Oficina Técnica Digital que da solución a diferentes necesidades de los clientes en la implantación de sistemas de gestión energética o el e-Value Management, nos permite ser competivos y ofrecer un servicio transversal y personalizado.

Como sabemos, España necesita y debe tender hacia una economía baja en carbono que cumpla con los objetivos marcados por la Unión Europea en los diferentes escenarios 2030 y 2050. Vamos mejorando, el camino es lento y los datos actuales nos recuerdan que debemos continuar esforzándonos por mejorar y encontrar soluciones a los retos que plantea el mercado.

Somos conscientes de que tanto las empresas como la sociedad en general, demandan y valoran cada vez más servicios y productos por parte de las organizaciones que sean capaces  de mejorar los entornos en los que operan.

Por ello, desde Balantia seguimos trabajando para ofrecer a nuestros clientes el mejor de los servicios en materia energética y al mismo tiempo trabajamos en el medio ambiente. No se debe olvidar que todo debe gestionarse desde la sostenibilidad y desde la lucha contra el cambio climático.

Nuestro esfuerzo se centra y alinea con los siguientes Objetivos de Desarrollo sostenible propuestos por la ONU: 7 (trabajar por una energía asequible y no contaminante), 12 (producción y consumos responsables) y 13 (acción por el clima).

Pero nada deja más claro lo que hacemos y cómo lo hacemos que los hechos.

Nuestros proyectos son fiel reflejo de acciones que inciden en la sostenibilidad del entorno, como es el caso, por ejemplo, del ahorro de energía anual aproximado de 750.000 kWh y la reducción de 200 toneladas de CO2 en uno de nuestros clientes líder en su sector.

*Proyecto de referencia en eficiencia energética y sostenibilidad

Creemos que la ética y la innovación son un binomio perfecto para construir junto a nuestros socios y partners en la transición energética, nuevas formas de hacer que las infraestructuras sobre las que trabajamos aporten valor a largo plazo. Apoyando la innovación tecnológica y las infraestructuras sostenibles estamos seguros del firme respaldo que aportamos a una economía eficiente y baja en carbono para el tejido empresarial español.

Trabajar por implantar medidas eficientes desde la inteligencia artificial, no solo permite a las empresas importantes ahorros de energía, sino que también mejora de manera considerable la competitividad de los negocios.

Un modelo generado a través de nuestro equipo humano, con la correspondiente tecnología asociada que genera un impacto social en la era digital.

Vicente Padrón Vidal

Director de energía 4.0 en Balantia.